viernes, 23 de octubre de 2015

Camino Catalan-Montserrat/Jorba.


Buenas, de nuevo por aquí. Tal como ya he comentado en otra entrada deje el Camino Catalán aquí en Montserrat por temas personales, tenia que arreglar un par de asuntos mientras busco trabajo y mientras tanto hice el Camino del Salvador, era buena época ya que en invierno nunca lo pude realizar. Después de realizar las etapas de Pajares llego con las pilas recargadas, montaña y mas montaña y sobre todo que ha sido un Camino que esta muy bien señalizado y lleno de infraestructura. Muy completo. Ahora solo deseo que este tramo hasta Zaragoza (de momento) sea tan bueno como el del Salvador o espero que no sea tan malo como hasta Montserrat desde Port de la Selva.




Salgo de Lleida en bus destino BCN, desde Plaza Catalunya metro hasta Plaza España y desde aquí el combinado de Monistrol de Montserrat y el Cremallera hasta la Basílica. Un viaje que me ha llevado toda la mañana y al llegar arriba me encuentro con mucha niebla. Esperemos que mañana este el dia mejor. La plaza esta rellena de pequeños mocosos que solo hacen que gritar, buenos recuerdos de mi infancia del día que pase en Montserrat acompañado de mi familia, supongo que gritábamos igual que ahora ellos.
 Pasare la noche en el albergue  acompañado de una Peregrina que lo deja aquí, dice que  de momento y hablamos de Camino. Lleva ya unos cuantos y grata sorpresa cuando me comenta que ella siempre que puede también duerme en la calle, es como yo, no le gusta el bullicio ni las mariconadas de los besos y abrazos falsos de las personas que simplemente por el hecho de compartir albergue y Camino ya se piensan que son tus mejores amigos. Tenemos mucho en común y coincidimos en casi todas las cosas que comentamos en un rato largo de charla. Estoy muy contento de saber que no soy el único raro en este sentido. Esta noche dormiré mas tranquilo al saber que no soy el único mortal que no traga con los arquetipos marcados por la sociedad, es mas, es mi forma de pensar y de ser. No creo que cambie nunca de idea. No significa que no sea sociable.




Me levanto un poco pronto pero saldré cuando se haga de día, nunca salgo antes y menos siendo de noche y con niebla. Me despido de la compañera de albergue con un fuerte abrazo y un hasta luego. Nunca sabremos lo que nos depara el destino. Quiero llegarme hasta la población de Jorba, pasado Igualada y no querría llegar de noche, son casi 35 km. y no puedo forzar el ritmo sobre todo por la pierna. Después del esfuerzo titanico del Camino del Salvador la tengo un poco tocada y es mejor no correr riesgos. Sin prisas pero sin pausa.
Dejo detrás de mi este gran monte serrado, traducción de Montserrat, por el Cami de Degotalls, en la zona de aparcamiento para los autobuses, no tiene perdida ya que parte de ese Camino, es parte de la subida hacia la Basílica. Todo en bajada, cojonudo para mi pierna. Esta mejor señalizado que en las etapas anteriores. Aun a si encuentras algunas marcas de ida y vuelta.  También nos encontramos con muchas marcas en rojo del Cami Ignasia, Camino que llega hasta Manresa.






  Como ya he comentado, paso Igualada ya por la tarde y me quedare en el albergue de Jorba. Espero que el Señor Cura este  de buen humor y nos deje dormir, siempre pone pegas y esta vez no sera diferente. Me dice que por que no he llamado para decirle que llegaba a dormir. Mas tarde llega otro Peregrino y también le monta la bronca por lo mismo. Según el, hay que llamar con antelación para ver si esta disponible el albergue. El Cura de esta población tiene montado un negocio de restauración en la casa Parroquial que también hace de albergue. El Problema es que cuando tiene gente en el restaurante no quiere Peregrinos ya que se quejan  del ruido de los clientes y del personal que no te dejan descansar. Cobra 10 € por dormir. Da cenas y desayunos a los Peregrinos y eso no hace mucha gracia al resto de los parroquianos, en especial a los bares y restaurantes. Tiene cocina pero su utilización esta limitada. Como siempre digo, cada uno con su tema, a mi me da lo mismo lo que hagan terceras personas, siempre y cuando no me afecte demasiado, sobre todo en el descanso.









Después de la ducha y de un merecido descanso, salgo a tomar algo, pongo el teléfono en marcha y mira por donde tengo una llamada de una persona a la cual unos días antes le solicite trabajo.
Me pide de poderme incorporar al día siguiente ya que tiene una persona de baja. Este es un buen amigo y ya me ha dado trabajo en otras ocasiones ademas de ayudarme en otros temas y siempre que yo he podido también e correspondido y si e podido también le e ayudado. Favores mutuos y correspondidos. Los amigos están para esto y siempre hay que corresponder. Pues bueno, dejare aquí el Camino, aunque el planteamiento es hacerlo un poco mas adelante de otra forma. Mi objetivo era hacerlo hasta Zaragoza, pero después de hacer esta parte de Montserrat y el Camino del Salvador me doy por satisfecho.
Por la mañana intento coger un autocar hasta casa, pero no para en esta población y eso que tiene parada obligatoria. En la próxima etapa os explicare de como esta el tema del transporte en estos lares. De momento taxi hasta Igualada, queja sin respuesta y traslado hasta Lleida. Por la noche a trabajar.
Un abrazo y hasta dentro de unos días. Nos vemos en el Camino.



Publicar un comentario

Roca del Corb i Sant Honorat.